Discos duros de red: Creando nuestra nube privada

Con la llegada de la Nube como sistema de almacenaje para nuestros archivos, llegan las nuevas funcionalidades de los discos duros de red, ideales para quienes necesitan guardar información en una unidad de disco propia, sin costos adicionales y disponible desde cualquier lugar del mundo a través del computador, Smartphone o Tablet. 




Respaldar nuestros archivos como fotografías, videos y documentos se ha convertido en un hábito o requisito, sobre todo cuando se trata de trabajo. Todavía hay quienes recurren a dispositivos como pendrives, discos duros externos o incluso respaldos en el correo electrónico, con el fin de no perder cosas importantes y no saturar el espacio del computador o notebook. 
Otros más conectados con las nuevas tecnologías, lo hacen a través de una infinidad de compañías (como Apple o Google) que ofertan un espacio gratuito en la Nube –discos duros virtuales- , cuyo valor agregado es poder acceder a los respaldos desde cualquier lugar del mundo, a través de internet. Sin embargo una de sus grandes limitaciones es el espacio de almacenamiento que en algún momento no da a vasto con las necesidades del usuario y aumentarlo significa asumir costos mensuales. Ante ello es que nace como alternativa el uso de los discos duros en red, que pese a no ser una nueva tecnología, actualmente implementan nuevas funciones que van creciendo a la par con las necesidades de los usuarios, convirtiéndose en una efectiva herramienta de trabajo que te permitirá crear tu propia nube privada, teniendo acceso a todos tus archivos desde cualquier lugar del mundo, sin costos adicionales ni inconvenientes como lo pueden ser la seguridad y privacidad de tus datos.

Dispositivos de almacenamiento en red

Los discos duros en red son aquellos dispositivos que poseen una conexión Ethernet (por cable de red), lo que permite conectarlo directamente a tu router. A través de él, cualquier notebook o PC que se encuentre conectado a la misma red de internet podrá acceder al disco duro, guardar y compartir archivos de todo tipo sin moverse del escritorio. Estos dispositivos existen hace bastante tiempo en el mercado, sin embargo la novedad recae en las nuevas funciones disponibles, que los convierten en una herramienta ideal para todos esos amantes de la Nube. Una de ellas es la posibilidad de conectarse al disco duro desde fuera, a través de internet, aumentar el espacio de almacenamiento cuando sea necesario y manejar tus archivos a través de una plataforma y/o aplicaciones de uso absolutamente amigable. 

Discos que viven en la Nube 

Una de las particularidades que presentan los nuevos discos de red disponibles en el mercado, es la oportunidad de crear nuestra propia Nube, sin delegar el control a terceros. Este uso es la solución, por ejemplo, para quienes trabajan en un mismo documento desde diferentes lugares. Todos pueden tener acceso directo a él (local o remotamente) y acceder en forma inmediata a cualquier cambio que se realice. Paralelamente este acceso no sólo puede lograrse a través del computador. A través de aplicaciones para iOs y Android podemos revisar, subir y descargar archivos o incluso reproducir contenido multimedia almacenado en el disco duro de red, desde cualquier lugar del mundo, a través de nuestro Smartphone o Tablet. 
Otra de las funcionalidades que los varan como ganadores frente a discos duros virtuales, es la posibilidad de ampliar su capacidad de almacenaje a través de puertos USB que traen disponibles. Sólo conectamos un disco duro externo adicional y listo. Contaremos con mayor capacidad para respaldar nuestros archivos. 

Gestión de archivos a tu manera

Tal como si fuese una carpeta en tu computador, los discos duros de red de última generación permiten al usuario manejar todo el contenido de forma personalizada. La mayoría de estos dispositivos permiten crear usuarios con accesos o restricciones a ciertos contenidos, crear, eliminar y personalizar el nombre de carpetas y paralelamente crear copias de seguridad que respalden toda la información importante. Entre los fabricantes más conocidos de este tipo de discos nos topamos con Western Digital, Iomega, D-Link, con dispositivos que van con una capacidad desde los 2TB (terabytes) y con precios que bordean los cien mil, la mayoría de ellos compatibles con Windows, MacOs y Linux. 

Beneficios de los Discos Duros en Red: 

- Almacenamiento compartido: Podrás guardar y organizar todos tus archivos en un solo lugar. 
- Acceso desde cualquier lugar del mundo: Podrás revisar tus archivos desde cualquier lugar.
- Compatible con smartphones y tablets: Podrás acceder a tus archivos a través de aplicaciones.
- Almacenamiento sin límites: Podrás aumentar el espacio de almacenamiento sólo conectando un disco duro externo adicional, a través de su puerto USB. 
-Datos seguros: Al tratarse de un disco duro físico, el almacenaje de tus archivos no queda al mando de terceros. 
- Gestión de cuentas: Podrás crear usuarios con contraseñas para restringir el ingreso a carpetas. 
- Almacenaje desde dispositivos móviles: A través de aplicaciones para smartphones o tablets podrás subir contenido desde ellos a tu disco duro.
SHARE

Netexpertos

Te invitamos a comentar en este post, ya sea por dudas o para hacer tu aporte en contenido.

  • Image
  • Image
  • Image
  • Image
    Comentarios de Blogger
    Comentarios de Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario

NETEXPERTOS 2013. Con la tecnología de Blogger.